lunes, 4 de abril de 2016

CHATA



Su inocente mirar color café
apacible, sereno, sosegado
sigue mis movimientos, mi ajetreo.
Cuando me pierdo de su vista en el jardín,
me busca para estar siempre a mi lado
solícita, celosa, protectora,
se arrima para estar cerca de mí,
para chocar su cuerpo con el mío
buscando mi atención y mis halagos.


4 comentarios:

  1. Es precioso y me recuerda a una perra que tuve hace años

    Un beso

    ResponderEliminar
  2. ¡Una gata? Por que a estas alturas pocos amores nos siguen en ese plan.

    ResponderEliminar